MES DE LAS MUJERES EN EL HORROR

WOMEN IN HORROR MONTH

IV

 

Ana Ponce

 

Primera parte (1-7)

Segunda parte (8-14)

Tercera parte (15-21)

 

Febrero es el mes de las Mujeres en el Horror, una iniciativa que busca visibilizar y apreciar el trabajo de las mujeres en la industria del horror, tanto en el cine como en otros ámbitos como la literatura, la escritura, la producción, etc. Por tal motivo, y celebrando a su vez marzo como el Mes Internacional de la Mujer, llevé a cabo un pequeño reto que consiste en publicar una recomendación o reflexión en torno a las mujeres en el horror por cada día del mes de febrero, juntando así 28 temáticas diferentes que retratan y reconocen el trabajo hecho por mujeres dentro del género; emulando retos de años anteriores promovidos por el movimiento oficial: Women in Horror Movement. www.womeninhorrormonth.com

 

WOMEN IN HORROR MONTH CHALLENGE

*

22- LGBTQ+

Película: The Hunger (1983) y The Rocky Horror Picture Show (1975)

Streaming: HBO Max y Star+

A pesar de no ser nada recientes, siguen siendo mis favoritas; aún no he encontrado dignas oponentes entre las propuestas contemporáneas. Rocky Horror por su naturaleza queer y transgresora y The Hunger porque después de la sexplotation de las vampiresas sáficas de los 60 y 70 creo que curiosamente aquí se retrata de una manera muy normalizada y le da una nueva vuelta al vampiro.

*

23- SHE´S A KILLER

Película: Jennifer ´s Body (2009)

Streaming: Star+

Por supuesto, Jennifer ´s Body tenía que aparecer en esta categoría. Esta cinta realizada 10 años después hubiera sido un boom total. Me encanta cómo la monstruosidad femenina está retratada de una forma tan directa que es casi evidente la burla ante los miedos masculinos colectivos. El tono ácido de humor, la monstruosidad de Jennifer (Megan Fox) —pero también su contraparte en Needy (Amanda Seyfried), que no es representada con la inocencia de la final girl— y las subversiones de los estereotipos son aspectos que me encantan de esta película.

*

24- MODERN SCREAM QUEEN

En décadas anteriores se les conocía como Scream Queens a aquellas actrices que interpretaban a las víctimas en las cintas de horror. Me gusta pensar que, al igual que la figura de la Final Girl, este término también está siendo cuestionado y reapropiado para dar paso a representaciones femeninas más justas, sin dejar de lado su importancia en el proceso empático del género cinematográfico. Aquí algunas de mis favoritas, aunque reconozco que mi lista necesita más diversidad.

  • Kate Siegel

  • Jessica Chastain

  • Emma Roberts

  • Taissa y Vera Farmiga

*

25- FEMINIST ON & OFF SCREEN

Jessica Chastain es una de las actrices que desde hace varios años se considera feminista. Me encanta que su convicción va más allá de la pantalla: no sólo lo demuestra con su elección de roles, sino con su activismo dentro de la industria fílmica. No teme tomar roles controversiales que retratan múltiples realidades de las mujeres. Apoyó activamente el movimiento #MeToo y se posicionó contra las políticas discriminatorias de Trump. Criticó la pobre representación femenina de la edición #70 de Cannes, la poca diversidad en el medio y apoya la inclusión de las mujeres en los procesos de producción fílmica.

*

26- PARANORMAL PRINCESS

Películas: The Others (2001), The Ring (2002) y Shutter (2004)

Streaming: Amazon Prime

Así como la figura del asesino serial (en su gran mayoría hombres) se hizo famosa en el cine slasher, el subgénero paranormal ha tenido la figura de la mujer fantasma. A pesar de que no es extraño encontrar espíritus masculinos en muchos filmes, hay una serie de características comunes alrededor de la figura femenina espectral. Generalmente envueltas en trágicos accidentes alrededor de su condición de mujeres, madres o amantes, el sistema ha querido colocarlas como víctimas, sin embargo han conseguido ser una metáfora sobre el dolor, la justicia y la venganza. Este espectro generalizado como femenino nos hace cuestionarnos sobre aquello que convierte en terrorífico la experiencia de ser mujer en este mundo.

*

27- FIGHT LIKE A GIRL

Película: Ready or Not (2019)

Streaming: Amazon Prime

Esta cinta es la clara muestra de que el horror, la comedia y la subversión de estereotipos no están peleados. Y que no sólo en el terror elevado podemos disfrutar del cine de horror y de representaciones distintas. Esta película de humor negro presenta una protagonista descarada (Samara Weaving) que se rehusa a ser una víctima y una trama sencilla pero original donde además el reparto está bastante equilibrado y existen otros personajes femeninos relevantes. Me gusta porque demuestra que un filme comercial de horror y comedia puede liberarse de los estereotipos y la misoginia y seguir provocando risa y espanto.

*

28- AROUND THE WORLD

Para terminar este reto quiero nombrar a directoras de distintos países que han incursionado en el género y de las cuales espero seguir viendo muchos más proyectos. No cabe duda de que el horror es un género fértil para la transformación y que la mirada de las mujeres en pantalla y detrás de ella es no sólo importante y necesaria, sino también maravillosa.

  • Issa López (México)

  • Gigi Saul Guerrero (México / Canadá)

  • Julia Ducournau (Francia)

  • Ana Lily Amirpour (Reino Unido / Estados Unidos)

  • Jennifer Kent (Australia)

  • Paloma Baeza (Reino Unido / México)

****

Ana Ponce

Maestra en Estudios de Género y Licenciada en Artes Visuales por la Facultad de Bellas Artes en la Universidad Autónoma de Querétaro. Docente en diferentes niveles desde hace 10 años, actualmente laborando en medio superior. Cuenta con diversos diplomados y seminarios sobre arte interdisciplinario, cine, psicoanálisis y género. Sus líneas de investigación se centran en temas de inclusión, educación sexual integral y representaciones femeninas en el cine y las artes visuales. Eterna fanática y entusiasta del cine de horror y de todo aquello que sea espeluznante, siniestro y escalofriante. Fiel creyente de que el horror y la fantasía son terrenos fértiles para el cambio de paradigmas.

IG: @aponce93

¡LLÉVATELO!

Sólo no lucres con él y no olvides citar a la autora y a la revista.